historia.jpg

Joomla extensions and Joomla templates by JoomlaShine.com
CAPSULA CULTURAL... TLAXIACO, CUNA DE LA REVOLUCIÓN Y LA INDEPENDENCIA DE MÉXICO

El paso del general José María Morelos y Pavón, las luchas civiles contra ejércitos realistas, la intervención francesa con la resistencia republicana, la estancia de Porfirio Díaz en esta ciudad, donde reorganizó al ejército Republicano para recuperar Oaxaca y posteriormente la ciudad de México, son algunos de los pasajes que grandes hombres y mujeres Tlaxiaqueños vivieron y que en estas fechas alusivas se han de recordar con gran fervor.

Esta tierra Mixteca se remonta a la época prehispánica, ocupada entre los años 100 a.C. al 1500 d.C., siendo su ocupación de manera progresiva en las lomas y cerros del valle de Tlaxiaco, para los años 1600 los mixtecos o Ñuu Savi se consolida como un grupo poderoso estableciendo grupos en todo el estado.

En 1519 la inminente conquista española se hizo presente en esta región con el mando de Francisco de Orosco, arribando las órdenes de los Agustinos, Dominicos y Franciscanos quienes de forma pacífica, enseñaron su doctrina. En 1548 llegan a Tlaxiaco Fray Gonzalo de Lucero y Fray Benito Hernández quienes fundaron una Hermita en el Barrio de San Pedro donde evangelizaron, después de 1801, en medio de la agitación política y social nacional, se llevan a cabo las terminaciones del templo de Santa María de la Asunción.

Durante las primeras décadas del siglo XIX Tlaxiaco es testigo de grandes acontecimientos, sobresale la entrega de mixtecos al movimiento insurgente en persona del Coronel Valerio Trujano, quien conoció a Remigio Sarabia el indio de Santiago Nuyoo y quien “sabia garrar las armas y pelear donde se gustara”, este hombre de origen Tlaxiaqueño atravesó las filas enemigas en Cuautla e Izucar con su propia valentía. La Estancia de Morelos: En 1813 el General María Morelos y Pavón toma el camino hacia Acapulco y pasa por Tlaxiaco, en su estancia exhortó a los Tlaxiaqueños a incorporarse a los ideales insurgentes, apoyando al ejército.

La Señora María Nava de Catalan, viuda del General Catalán muerto en la lucha de independencia, junto a otras nativas de esta ciudad ofrecieron a sus hijos a la noble causa de la independencia, hecho por el cual Morelos la nombra Generala, hecho que después da título a Tlaxiaco como Heroica Ciudad.

El 29 de Abril de 1814 se lleva a cabo la Batalla del Cerro Encantado en donde Ramos Sesma y un centenar de insurgentes sin armas, ni artillería ni recursos, esperaron al ejército realista dirigido por el Comandante Obeso, quien subió por dicho cerro tan despacio que los insurgentes lograron tomarles la medida y en un abrir de ojos los bañaron con piedras enormes que hacían rodar y uno que otro fuego de fusil, logrando herir y matar a los que atacaban quienes se dispersaron con el grito de “Mejor echen bala y no echen canto (cantera, piedra rocosa)”, es de ahí donde se da nombre a este cerro (encantado) y el porque después Tlaxiaco es nombrado doblemente heroica ciudad. Hubo 19 muertos y 120 heridos.

Tlaxiaco estuvo siempre en disputa tanto por fuerzas republicanas como por las fuerzas invasoras, por su ubicación estrategia y punto de enlace con otras entidades o caminos. El intento de su toma por Díaz: El General Porfirio Díaz en diciembre de 1854, después de pelear en Teotongo, durante la persecución de Santa Anna porque había votado en contra de la permanencia de éste en la Presidencia, llega a Tlaxiaco para refugiarse con su amigo cura Manuel Márquez, donde es asistido y curado de sus heridas por los Tlaxiaqueños.

El 6 enero de 1866 Díaz intenta tomar Tlaxiaco nuevamente, ésto originó que la guarnición austriaca de Silacayoapan se movilizara, Díaz aprovechó el movimiento para ocupar la segunda plaza y de ahí reforzar sus fuerzas para atacar la primera, al llegar a las inmediaciones de Tlaxiaco se presentaron fuerzas enemigas dirigidas por Ramírez de Acevedo, con mayor armamento y personal.

Esta fue la lucha más encarnizada, Díaz avanzaba con la caballería republicana y la infantería maltrecha, incursionaron hasta el centro de la ciudad en tres ocasiones, pero los enemigos postrados en los techos de los edificios y la parroquia, dos días de lucha que Díaz no pudo soportar debido a la llegada de nuevos enemigos, Díaz tuvo que replegarse a las montañas y tomar Tlaxiaco en otra ocasión.

El Decreto de Tlaxiaco como Distrito En 1884 Tlaxiaco el Congreso del Estado decreta a Tlaxiaco cabecera de distrito y además Heroica Ciudad de Tlaxiaco, ésto por los hechos acontecidos anteriormente. Tlaxiaco fue conocido también como Ciudad de los Martínez de la Reforma, al ser asesinados varios partidarios de la reforma en el Barrio de San Pedro, con lo que se reconoce a Tlaxiaco como 3 veces heroica.

Los Carracistas tomaron en marzo de 1916 la ciudad de Oaxaca, los poderes del estado llegaron a Tlaxiaco junto el Gobernador Interino José Inés Dávila, esta ciudad es la segunda más importante en el estado y al mismo tiempo la más anhelada por los enemigos de la soberanía nacional.

El 12 de agosto del mismo año Tlaxiaco es saqueado, vejado y tomado por los carrancistas al mando del Coronel Nicolás Piña y los hermanos Avendaño, el gobernador tuvo que huir por rumbo a Mixtepec, sintiéndose culpable por haberse asentado en esta pacífica ciudad.

Para el 13 de Octubre de 1917, los Tlaxiaqueños volvieron a ser atacados, esta vez por fuerzas “amigas” de Mixtepec, desgraciadamente duró poco para los invasores, ya que se improvisó una resistencia con Nacho Ruiz, Cenobio Jiménez, Irineo Bolaños, Roberto Lievana, Ignacio Parra y Simon Barrera, así como Aurelio Pacheco y Vicente Mora, quienes hicieron huir a los Mixtepecanos en poco tiempo.

El Arqueólogo Roberto Santos, cronista de la ciudad, manifestó que según estudios realizados, se han encontrado a otros personajes oriundos que podrían ser considerados héroes, como es el caso del Teniente José María Núñez, los cabos Ignacio Jiménez, Silvapando Rodríguez, Víctor Maldonado, José María Picazo, Fermín Díaz, Mateo Caballero, Prisciliano María Vásquez y Francisco Guzmán, quienes participaron activamente en la guardia nacional de Tlaxiaco durante la Invasión Norteamericana a la Intervención Francesa.

Asimismo el 3 de Octubre de 1876 la Guardia Nacional de Tlaxiaco dejó familia y tierras para luchar en la Batalla de Miahuatlan, la Batalla de la Carbonera (18 de Octubre) y en el Sitio de Oaxaca (30 de Octubre), las cuales fueron ganadas y dieron pauta para que el Coronel Manuel González llegara a la Presidencia de la República.

Sucesos que marcaron la historia de la Mixteca y sobre todo de Tlaxiaco, que después de aquellos hombres, se han nombrado más que en la era moderna han luchado por poner el nombre de Tlaxiaco en alto, hablamos de Miguel Valentín y Tamayo (1779-1843) fundador del Instituto Nacional de Geografía e Estadistica, Emilio Pimentel (-1926) Embajador de México en Brasil, Juan Francisco Belmar (1859-) Iniciador de la Lingüística Nacional, Rafael Reyes Espíndola (1860-1922) Padre del Periodismo Moderno fundador del Periódico “El Universal” entre otros.

Fuente: Wikipedia. Rogelio Martínez. Creatve Commons.

 
Joomla extensions and Joomla templates by JoomlaShine.com
Agregar a Favoritos      Ligas de Interes     Mapa del Sitio      Miembro Honorable     Fuentes/Creditos      Contacto/Buzon de Sugerencia