camino.jpg

LA BATALLA DE TINAJA DE LAS PALMAS

La batalla de Tinaja de las Palmas también conocida como la batalla de Rocky Ridge, se libró el 30 de julio de 1880, fue una de la serie de escaramuzas que se libraron entre las huestes apaches comandadas por Victorio y los elementos de la Décima Caballería de Estados Unidos. El lugar de la batalla está en el condado de Hudspeth a quince millas sureste de Sierra Blanca, Texas. Durante el periodo de 1876-1877 la frecuencia de las incursiones y desmanes que ocasionaban los apaches aumento de manera alarmante para los pobladores en el sur de Nuevo México, el oeste de Texas y  norte de México.

Los Apaches atacaban a los ranchos en ambos lados de la frontera internacional y a las diligencias y viajeros que transitaban por  la carretera San Antonio-El Paso. Muchos de estos ataques, fueron atribuidos a los indios de la reserva Mescalero cerca de Fort Stanton, Nuevo Mexico.

Una situación que insidio a este clima, fue la coincidencia en ese mismo periodo, de la acción que ejecuto la oficina encargada de los asuntos indígenas “The Indian Bureau”, quien llevo a cabo la fusión de dos reservas que eran antagónicas entre sí: los apaches asignados en Warm Springs con los apaches de la reserva de San Carlos en Arizona, asentamiento donde se encontraba Victorio.

Unos cuantos meses más tarde, Victorio huye de la reserva con casi 300 nativos de su pueblo, y elude confrontaciones con el ejército Estadounidense durante los próximos dos años. Pero, poco tiempo después, finalmente son capturados. A Victorio y su banda, se les permitió establecerse en su natal territorio al sur de Nuevo México. Sin embargo, casi un año después, de nuevo funcionarios de la Oficina de asuntos indígenas, decidieron una vez más, que los pobladores de la reserva de Warm Springs debían ser devueltos a Arizona, y las consecuencias fueron previsiblemente explosivas. Victorio, con una banda integrada por indios de Warm Springs, Mescalero, y Apaches Chiricahua, se inconforman y cruzan la frontera, introduciéndose en territorio mexicano, dedicándose a allanar cuanto encuentran a su paso.

El Coronel Benjamin H. Grierson, comandante del Distrito de Pecos en el oeste de Texas, recibió la orden de desplegar tropas desde las Montañas de Guadalupe hasta el Río Grande, en un intento de frustrar el paso de Victorio través de ese territorio. En años anteriores, Grierson había concentrado sus esfuerzos para lograr  familiarizarse con este terreno, y personalmente se había asegurado de que los oficiales bajo su mando, estaban familiarizados con las ubicaciones de los pozos de agua, pasos, y lugares de acampar de las tribus

El coronel Grierson después de tomar el mando de las tropas, establece su cuartel general en Eagle Spring, en un paraje sobre la carretera San Antonio-El Paso a unas 100 millas al oeste de Fort Davis. Desde ese lugar, dirige y da órdenes a sus tropas para explorar a lo largo del río incluyendo el margen del país vecino, e inmediatamente dar aviso de cualquier signo de cruce de apaches hacia territorio de los Estados Unidos. La maniobra militar se convirtió en una estrategia de calma espera.

A finales de julio, el telégrafo entre Eagle Spring y la estación abandonada en Fort Quitman a orillas del Río Grande por alguna razón desconocida había dejado de funcionar, Grierson y una pequeña escolta se dirigieron a Quitman para investigar el hecho. En Fort Quitman, Grierson recibió informes de algunos mexicanos  asentados en esos parajes, precisamente opuestos a su campamento, que Victorio se dirigía hacia el río y que por falta de suministros, ellos, los mexicanos, no lo habían podido interceptar. Esta información llevó a Grierson a replegarse hacia Eagle Spring, ahora un punto más ventajoso desde el que dirigiría sus operaciones. En el viaje de regreso, sus hombres divisaron un Apache solitario en una pequeña colina con vistas a Tinaja de las Palmas, donde se encontraba un pozo de agua de temporal que Grierson había considerado previamente demasiado insignificante para vigilar.

El guerrero logro escapar, pero Grierson especulo que probablemente Victorio trataría de conseguir agua en este lugar con el propósito de retar y vulnerar esa posición. Grierson toma la inmediata decisiones de colocarse él y sus ocho hombres, incluyendo a su hijo Robert de diecinueve años, sobre el camino que los apaches utilizan en su ruta hacia el norte. Poco tiempo después que el campamento se estableció cerca de la base de una colina considerada estratégica, llamada Rocky Ridge, desde donde se podía tener una completa panorámica de la ruta hacia el Este, Grierson provechó esta oportunidad para enviar un mensaje a los dos soldados de caballería apostados en Eagle Spring para que vinieran en su ayuda. El mensajero (Courier) desde Eagle Spring llego pasada la medianoche con la información de que Victorio con aproximadamente 125 guerreros habían cruzado el Río Grande, y que se habían enfrentado con unos de los exploradores para posteriormente tomar dirección hacia Tinaja de las Palmas. Tras el envío de un mensajero hacia Fort Quitman con la finalidad de solicitar refuerzos adicionales, Grierson puso a sus hombres a construir parapetos de piedra en lo alto de la colina Rocky Ridge y esperó.

Temprano a la mañana siguiente del 30 de julio, el teniente Leighton Finley llegó a Eagle Spring con quince soldados. El coronel Grierson de manera rápida, envió a dos de estos hombres de vuelta a su campamento de caballería con la instrucción de que en una sola maniobra, todas las tropas restantes se incorporaran a Tinaja de las Palmas. Mientras tanto, las fuerzas de Finley construyeron una tercera y más grande fortificación más abajo en la cordillera donde estratégicamente vigilarían el pozo de agua. Poco después de las ocho, fueron vistos los apaches acercándose a la posición donde se encontraba Grierson. Sabiendo Victorio que las tropas ya se encontraban apostado en el pozo de agua, envió a algunos de sus guerreros hacia el Este para flanquear a los soldados, con lo cual, Grierson ordenó a Finley tomar diez de sus hombres y hacer frente a este grupo. Mientras Finley y sus hombres se enfrentaron enérgicamente con los apaches, las dos compañías procedentes de Eagle Spring hicieron una llegada a tiempo. Lamentablemente, a pesar de estos refuerzos, las tropas fueron incapaces de distinguir a sus compañeros en medio del humo y el polvo, y abrieron fuego contra ellos y los apaches que se desplazaban en círculo. A consecuencia del fuego cruzado, Finley se vio obligado a hacer una retirada precipitada hacia Rocky Ridge, siendo perseguido peligrosamente por los indios a una corta distancia. Una cobertura de fuego desde la posición que ocupaba Grierson, permitió a los soldados en retirada llegar a su destino con relativa seguridad, con la excepción de un solo hombre, que fue levemente herido. Las compañías C y G continuaron presionando con su ataque, pero el enemigo ofreció una tenaz resistencia. Sólo cuando los apaches avistaron la nube de polvo que ocasionaba la llegada de la Compañía A proveniente de Fort Quitman fue que recularon del enfrentamiento.

Por una vez, el ejército estadounidense había retenido a las huestes de Victorio, aunque no era la victoria decisiva que Grierson había esperado. El Coronel Benjamin H. Grierson afirmó haber matado a siete apaches y herir a un número indeterminado. Las pérdidas propias fueron un muerto, un oficial y un soldado herido, además de diez caballos muertos. El revés sufrido por los apaches en Tinaja de las Palmas y más tarde en Rattlesnake Spring (6 de agosto) los obligó a internarse en territorio mexicano e impidió su regreso a la reservación a encontrar santuario y buscar reclutas adicionales. Este fue el inicio de lo que llevó a los pocos meses a la derrota de Victorio y su banda por las tropas mexicanas en la batalla de Tres Castillos, y marco por lo tanto, a principios de 1881, el final de las guerras apaches en Texas.

 Fuente: Wikipedia. William H. Leckie, The Buffalo Soldiers: A Narrative of the Negro Cavalry in the West (Norman: University of Oklahoma Press, 1967). Douglas C. McChristian, "Grierson's Fight at Tinaja de las Palmas: An Episode in the Victoria Campaign," Red River Valley Historical Review 7 (Winter 1982). Robert M. Utley, Fort Davis National Historic Site (Washington: National Park Service, 1965).; Douglas C. McChristian, "TINAJA DE LAS PALMAS, BATTLE OF," Handbook of Texas Online (http://www.tshaonline.org/handbook/online/articles/qft01), accessed July 31, 2013. Published by the Texas State Historical Association. Creative Commons.

 

 
Joomla extensions and Joomla templates by JoomlaShine.com
Agregar a Favoritos      Ligas de Interes     Mapa del Sitio      Miembro Honorable     Fuentes/Creditos      Contacto/Buzon de Sugerencia