turismo.jpg

ACUDEN TURISTAS AL NUEVO MUSEO DE LA MINERÍA EN SANTA EULALIA, CHIHUAHUA

 

El nuevo museo minero de Santa Eulalia comenzó a ser un referente básico para los turistas que en esta temporada visitan el estado y a la capital, pues concentra la noria más antigua que le dio vida a la ciudad minera y que permitió su expansión.

Las casas con más de 150 años rodean los aparadores que exhiben la colección de joyería de gemas semipreciosas cotizadas internacionalmente, como las crazy laces y los coyamitos, diseñada de manera exclusiva para la tienda Galería Santa Eulalia Real de Minas, que sirve de preludio al museo.

De jueves a domingo el Museo de la Minería abre sus puertas desde las 11:00 hasta las 20:00 horas, para exhibir sus piezas históricas que contienen cuatro emisiones de los billetes del Banco de Santa Eulalia, apenas el segundo en instituirse en el país, en el caso del Centro Histórico.

Su museografía y temática es igual de romántica e histórica. En ella se muestra la mejor colección de teléfonos antiguos, un teodolito que es el “ancestro del GPS” y fósiles de más de 90 años que fueron pulidos para destacar los colores que tuvieron en los primeros años de vida del planeta Tierra.

Una variada y colorida muestra de antigüedades también es parte de los objetos que los visitantes podrán adquirir, las cuales están bordeadas por una piscina de bolas de molino y en el otro extremo la primera noria y la única que aún mantiene el flujo del agua fresca del subsuelo.

Como un divertido reto, los visitantes podrán demostrar su puntería al arrojar una moneda a un cubo de cristal de unos 50 centímetros de profundidad que en su centro sostiene un “caballito” en cuyo interior debe caer, pero si no hay éxito, el dinero recabado se destina al apoyo de la iglesia del pueblo.

Hay también objetos que sólo los gambusinos de antaño conocieron, como las “plantas de beneficio” en las que se separaba la plata, el plomo, el cobre y el zinc, extraído del centenar de minas que se perforaron en Santo Domingo y San Antonio, y cuyas ganancias se gastaron en el entonces reluciente poblado de Santa Eulalia.

“Los turistas que vienen a conocer el estado o la ciudad tienen la alternativa de visitar este museo que alberga objetos históricos y hasta inéditos, o poder adquirir a un excelente precio la joyería de alta calidad que aquí se exhibe”, manifestó Corina Muruato Reyes, socia del museo.

Cada uno de los visitantes tendrá la oportunidad de programar un recorrido a los recónditos túneles mineros, guiados por un experto que narrará las características históricas y físicas del lugar que dio vida a la ciudad capital del estado.

Fuente: Heidi Rodríguez. Omia.com.mx. Imagen: R. Rodríguez.

 
Joomla extensions and Joomla templates by JoomlaShine.com
Agregar a Favoritos      Ligas de Interes     Mapa del Sitio      Miembro Honorable     Fuentes/Creditos      Contacto/Buzon de Sugerencia