chihuahuense.jpg

JAIME URRUTIA FUCUGAUCHI

Jaime Humberto Urrutia Fucugauchi nació el 9 de julio de 1952 en Chihuahua, Chih., México. De madre japonesa y padre mexicano, el Dr. Jaime Urrutia Fucugauchi creció en Chihuahua en la mina de Santa Eulalia, a 10 minutos de la capital, su madre era maestra en el pueblo, su tío doctor y su padre trabajaba en la mina.

Urrutia pasó largas temporadas en el hospital debido a un problema en su pierna, mientras iba a la primaria, situación que lo incentivó a distraerse por medio de la lectura.

La vida en las minas es muy difícil, a él le tocó vivir de cerca varios accidentes, en especial recuerda un incendio muy fuerte donde fallecieron varias personas, entre ellas un ingeniero encargado de la seguridad.

Su familia materna, salieron de Hiroshima antes de la guerra, corrieron con suerte ya que después de la bomba sólo sobrevivieron dos tíos en Japón.

La intención de la familia Fucugauchi era llegar a Estados Unidos, por lo que viajaron de Japón a China donde vivieron 7 años después llegaron a Filipinas y finalmente se asentaron en México.

Ahí, Jaime estudió hasta la preparatoria y tuvo la intención de estudiar en el Tecnológico de Chihuahua la carrera de Ingeniería Civil, pero su espíritu viajero lo llevó a estudiar a la Máxima Casa de Estudios.

Al principio pensó en ir de Chihuahua a la Ciudad de México en bicicleta, aunque después de prepararse físicamente para el arduo viaje optó por hacerlo en una forma más segura de transporte.

Ahí, Jaime estudió hasta la preparatoria y tuvo la intención de estudiar en el Tecnológico de Chihuahua la carrera de Ingeniería Civil, pero su espíritu viajero lo llevó a estudiar a la Máxima Casa de Estudios.

Al principio pensó en ir de Chihuahua a la Ciudad de México en bicicleta, aunque después de prepararse físicamente para el arduo viaje optó por hacerlo en una forma más segura de transporte.

Jaime Urrutia Fucuguachi en la UNAM

En la UNAM se inscribió primero a Ingeniería Electrónica, sin embargo tomaba clases de oyente en otras materias relacionadas con Geofísica, así que cuando se abrió la carrear decidió cambiarse a esta ingeniería de la cual se graduó en 1975, para después realizar una maestría en Física en la Facultad de Ciencias.

Por un tiempo trabajó como dibujante en el Instituto de Geofísica de la UNAM, hasta que viajó a Inglaterra para estudiar un doctorado en la Universidad de Newcastle, etapa donde tuvo la oportunidad de trabajar en grupos internacionales para el estudio de la luna.

Para el Dr. Urrutia “el salir abre otras oportunidades y esto distingue a la formación científica, enriquece tener otras formas de trabajo” aunque él decidió regresar a México y continuar su trabajo de investigación aquí, señala que la fuga de cerebros mexicanos se debe en muchas ocasiones a la falta de oportunidades y recursos económicos para realizar investigaciones en el país.

“Trabajar en países en desarrollo implica que hay pocos centros de investigación y menor presupuesto, eso va limitando las formas de trabajo, aunque muchos investigadores mexicanos que se quedan en el extranjero apoyan a los alumnos de la UNAM para que vayan a realizar sus estudios allá”.

Como ingeniero geofísico se ha especializado en Paleomagnetismo y Geofísica Nuclear, destacando sus estudios sobre la extinción de los organismos, impactos meteóricos y en especial sobre el cráter de Chicxulub.

Actualmente encabeza la investigación de Chicxulub, cráter relacionado con la extinción de los dinosaurios y que está sumergido en el mar en la península de Yucatán, “El cráter está encerrado y nos es fácil de reconocer, sólo en imágenes de satélites, está oculto y esto ocurre igual que en la luna”.

Uno de los objetivo de la investigación es tratar de entender lo que sucede con los ecosistemas, para ello se perfora 1 km de roca y se sacan muestras del cráter para su estudio y la relación con la extinción de las especies

“También servirá para estudiar las comunidades de microorganismos y microbios que se han adaptado, ya que son comunidades que quedaron atrapadas en las rocas desde hace millones de años, y esto puede ayudar a entender si los organismos de resistencia pueden llegar a marte”.

Aunado a saber cuánto tiempo tarda la vida en regresar a la zona de impacto.

La investigación del cráter inició desde finales de los años 80’s y para el Dr. Urrutia cada paso que ha dado en la investigación ha sido un logro que lo define como el juego de Pac Man:

“Es como el juego de Pac Man en vez de chocar y levantarse, se voltea a encontrar otro camino”.

Cuenta con una amplia obra publicada ( 220 artículos en revistas internacionales, 12 volúmenes especiales, 60 capítulos en libros y memorias, 40 artículos sobre política científica y reportes) que ha recibido más de 3,200 citas en la literatura. También ha contribuido a desarrollar un conjunto de laboratorios especializados (v.gr. Paleomagnetismo y Geofísica Nuclear, Propiedades Magnéticas, Radiocarbono, Análisis de Núcleos de Perforación y Procesado Sísmico). Ha dirigido 93 tesis (21 doctorado, 29 maestría y 43 licenciatura) y a varios investigadores de postdoctorado.

Sus investigaciones han recibido apoyo tanto de fuentes nacionales (CONACYT, DGAPAUNAM, Fundación R.J. Zevada) como internacionales (National Science Foundation, NASA, UC-MEXUS, National Geographics, VW Scientific Foundation, National Research Council de Inglaterra, Ministerio de Educación Mombusho y Agencia de Cooperación Internacional del Japón, de la Comunidad Europea, Programa de Cooperación Francia México, Instituto Panamericano de Geografía e Historia, International Continental Scientific Drilling Program ICDP, e Integrated Ocean Drilling Program IODP).

Ha fungido como editor o editor asociado en varias revistas especializadas, tanto internacionales como nacionales (Quaternary Research, Bulletin Geological Society America, Journal of Geophysical Research, Digital Geosciences, Open Mineral Processing Journal, Geologica Acta, Geofisica Internacional, Geofisica, Boletín Sociedad Geológica Mexicana, Revista Mexicana de Ciencias Geológicas, Bol Geos, Boletin Asociación Mexicana Geofísicos Exploración, Ingeniería Investigación y Desarrollo, e Ingeniería Petrolera).

También ha realizado una activa labor de divulgación a través de múltiples medios de comunicación y ha participado en los programas del Año Internacional de Física e Internacional de Planeta Tierra, Olimpiada Internacional de Física, Encuentro de Divulgación Sociedad de Física, y recientemente del proyecto del Museo de Ciencias Cráter Chicxulub en el Parque Científico y Tecnológico de Yucatán. Recibió la distinción Quo Discovery 2011 por los estudios sobre Chicxulub y la evolución de la vida.

Asimismo, ha desarrollado una intensa actividad como miembro de diversos Consejos en programas, sociedades y organismos de cooperación internacional (International Continental Drilling Program; American Geophysical Union; American Institute of Physics; Año Internacional de Planeta Tierra 2007-2010 de ONU y UNESCO; preside la sección TWASMéxico de la Academia de Ciencias del Mundo en Desarrollo). Ha organizado las Convocatorias de Sociedades de Geociencias y simposios de cooperación internacional en USA, Canadá, Brasil

y Australia, así como programas de colaboración en América Latina y Caribe, además numerosos congresos y simposios internacionales y nacionales, (GIFT para profesores de preparatoria de la European Geosciences Union; la Iniciativa Global de Geociencias, los Simposios de Desastres Naturales ENHANS y los Congresos Meeting of the Americas de la American Geophysical Union; entre otros). También ha coordinado los proyectos

multinacionales de perforaciones en el cráter de Chicxulub.

En nuestro país es presidente de la Sociedad Mexicana de Física (2013-2015) y ha presidido la Unión Geofísica Mexicana, la Comisión Geofísica de la Academia de Ingeniería, la Unión Mexicana de Estudios del Cuaternario y el Colegio de Ingenieros Geofísicos, también fue tesorero de la Academia Mexicana de Ciencias. Ha fungido como Miembro de la Junta de Gobierno del CENAPRED, de la Secretaría de Gobernación. Participa en el Consejo Asesor del SIIDETEY de Yucatán y en el Órgano de Gobierno del Centro de Investigaciones Científicas y Educación Superior de Ensenada (CICESE). Ha sido miembro de comisiones dictaminadoras de los Institutos de Física, Ciencias del Mar y Limnología, Geología, y Biología, Centro de Geociencias y Facultad de Ingeniería en la UNAM, así como del CICESE y del Instituto Potosino de Investigación Científica y Tecnológica (IPICyT) del CONACYT.

Su trabajo ha recibido diversos reconocimientos, entre los que destacan el Premio Nacional de Ciencias y Artes (2009), Premio Universidad Nacional (2007), Premio Academia Mexicana de Ciencias (1991), Premio Bárcena de la Unión Geofísica Mexicana (2010), Premio El Potosí (2010), Premio Noriega de la Organización de Estados Americanos (1992), Premio Maldonado Koerdell de la Unión Geofísica Mexicana (1991), Cátedra Ezequiel Chávez del Colegio de Ciencias y Humanidades (1992) y el Premio Puebla (1988). Ha sido electo Fellow de TWAS Academy of Sciences for the Developing World (2004) y Geological Society of America (2010). Es Miembro Titular de la Academia Mexicana de Ciencias (2012).

Fuente: Fundación UNAM. http://www.fundacionunam.org.mx/auriazul/urrutia-fucugauchi-de-las-minas-a-la-extincion-de-los-dinosaurios/ . http://lideresmexicanos.com/300/jaime-urrutia-fucugauchi-los-300/. https://honors.agu.org/winners/jaime-urrutia-fucugauchi/. Imagen: Ciencia UNAM DGDC.

 
Joomla extensions and Joomla templates by JoomlaShine.com
Agregar a Favoritos      Ligas de Interes     Mapa del Sitio      Miembro Honorable     Fuentes/Creditos      Contacto/Buzon de Sugerencia